Preámbulo y Alumbramiento

Preámbulo y Alumbramiento



Aquí nace este blog colectivo y abierto. Unos cuantos “atrevidos”, apasionados de la cultura en sentido amplio, lo ponen en marcha simplemente porque sí, porque todo camino empieza con un primer paso y porque alguien debe echar a andar un proyecto, sin más. Pero no se trata de inaugurar algo -que para cortar una cinta sobrarían gerifaltes voluntarios- sino más bien darle un primer empujón y que tenga continuidad. Los colaboradores iniciales quieren sólo promover e impulsar, no capitalizar este espacio. Lo ideal sería que el blog se nutriese con la aportación de muchos entusiastas que tienen algo que mostrar y se deciden a hacerlo, asumiendo y respetando la fórmula, la filosofía y los principios recogidos en el decálogo del blog. Ellos son los invitados a participar, ellos son los elegidos.

Para participar, puedes enviar tu colaboración al correo :
mansillacultura2012@gmail.com

viernes, 1 de marzo de 2013

Nenikékamen

La batalla de Maratón tuvo lugar durante la primera guerra médica, entre el imperio persa y los pueblos griegos, en el año 490 a.C. Cuenta la leyenda que el soldado Filípides fue enviado a Atenas para anunciar la victoria sobre las tropas de Darío y evitar así el suicidio de las mujeres atenienses, que habían prometido sacrificar a sus hijos y matarse ellas después, para no caer en manos de los persas, si antes de la caída del sol no sabían nada de la batalla. El guerrero recorrió, con su pesada armadura de hoplita, los 42 kilómetros desde el campo de batalla en la ciudad de Maratón hasta Atenas. Comunicó el triunfo diciendo: Νενικήκαμεν(“nenikékamen”, “hemos vencido”), y al instante cayó desfallecido.

En honor a este mito se creó una competición con el nombre de “maratón” (prueba atlética de resistencia que consiste en correr una distancia de 42.195 metros), que fue incluida en los juegos de 1896 de Atenas inaugurados por el Barón Pierre de Coubertin.

                                                                                                                           Ana Nieto

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.